Mercados en máximos históricos, suba de tasas y Trump

Hoy vamos a hablar del evento de relevancia que se lleva a cabo esta semana. Se trata nada más ni nada menos que la última reunión de la Fed del año, en la que se espera la próxima suba de tasas de interés de referencia. Esta tasa de interés es la llamada Fed Funds Rate, y es utilizada para préstamos interbancarios de un día para el otro. Esta tasa es una de las más influyentes en la economía americana ya que su modificación tiene impacto en el empleo, crecimiento e inflación.

Veamos el recorrido histórico de esta tasa en los últimos ciclos:

Esta próxima suba de tipos de interés colocaría a la Fed Funds Rate en el rango de 0.5-0.75% y sería la segunda suba desde el 2006. Por otro lado, la Fed dejo pasar mucho más tiempo de recuperación económica que en los últimos dos ciclos. En este caso ya vamos 7 años y 6 meses.

suba de tasas

Con esta euforia post elecciones, los mercados que cada día marcan nuevos máximos históricos, niveles de desempleo bajos (4.6%), y una inflación más que decente (1.4%), probablemente la Reserva actuará bajo sus propios parámetros y subirá las tasas de interés generando el efecto inverso a la expansión fiscal que planea llevar adelante Trump. Se abre ahora un gran interrogante: ¿hará un cambio rotundo la Fed de política “paloma” a “halcón”? Sera algo interesante a observar el día miércoles 14 de diciembre en la próxima reunión.

 

Suba de tasas: ¿qué choque se puede dar entre la Fed y Trump?

Recordemos que durante la campaña electoral, Trump criticó a la Fed en repetidas oportunidades, y sobre todo hacia el final de su campaña por no subir las tasas de interés supuestamente beneficiando a la candidata demócrata. Pero las críticas a las políticas laxas muy fácilmente se revierten cuando los candidatos llegan al poder.

A ningún presidente le gusta que le agüen la fiesta cuando recién está empezando. Aunque se supone que el banco central debe actuar con total autonomía del poder ejecutivo, esto no quita que Trump quiera ejercer influencia sobre las políticas que se adoptan. Lo veremos mañana luego de que la Fed haga los anuncios que corresponden. Recordemos que el mandato de Yellen se termina a principios del 2018 y ahí veremos hacia donde ira el rumbo de la Reserva.

 

¿El auge económico en EEUU es real?

A poco más de un mes del triunfo electoral de Trump parece como si los inversores se hubieran olvidado de los malos augurios que traía el presidente electo previo a las elecciones.

En lugar de guerras comerciales, culpar a China de cualquier mal que padezca EEUU, la deportación masiva de inmigrantes y muros con México, los inversores en este momento sólo ponen su foco en el recorte de impuestos que fue prometido, la desregulación de varias industrias (entre ellas el sector financiero) y el aumento del gasto en infraestructura. ¿El resultado? Los principales índices como el S&P nuevamente tocando máximos históricos.

No hay duda de que los inversores ya están preparados para la fase de auge económico que pretende propiciar Trump, por el momento sólo esperan las cosas buenas que el futuro presidente prometió y las negativas aparentemente quedaron en el olvido. Muy probablemente en la primera etapa de su gobierno esto ocurra. Pero con el correr del tiempo si los estímulos fiscales aumentan, las tasas de interés suben y en consecuencia el dólar se fortalece, el déficit comercial se incrementaría también y los fantasmas proteccionistas pueden volver a tocar la puerta.